Tras acusación, presidente de Perú niega haber recibido pagos ilegales cuando era gobernador


El presidente peruano, Martín Vizcarra, negó este domingo haber recibido pagos ilegales en 2014, cuando era gobernador, a cambio de aprobar contratos para constructoras envueltas en el escándalo de corrupción de la brasileña Odebrecht, de lo que fue acusado por un implicado en esa causa.

“Niego absoluta y categóricamente” haber recibido pagos ilegales, dijo Vizcarra, luego de que el diario local El Comercio revelara que un testigo declaró ante fiscales que empresas “hicieron un pago ilícito de un millón de soles (casi 300 mil dólares) al hoy presidente Martín Vizcarra”.

Esta es la segunda denuncia sobre presunta corrupción que enfrenta el mandatario peruano, quien superó en septiembre una moción de destitución en el Congreso, acusado de instar a mentir a dos asesoras en una investigación sobre contratos a un cantante.

Por este caso, que salió a la luz tras la filtración de unos audios, la fiscalía anunció el viernes que abrirá una investigación a Vizcarra cuando deje el poder en julio de 2021, pues ahora tiene inmunidad.

Vizcarra afirmó que es “bastante original y no es casualidad” que se difunda la versión sobre supuestos pagos ilegales el día después en que reclamó saber “qué pasaba con las investigaciones” sobre Odebrecht, que parecen paralizadas desde que irrumpió la pandemia en el país en marzo.

El diario limeño afirmó que un implicado que aspira a ser colaborador eficaz para reducir una eventual condena, declaró al fiscal Germán Juárez que “la empresa Obrainsa y su socia Astaldi, de capital italiano”, hicieron el supuesto pago ilegal en 2014.

El desembolso se habría hecho a cambio del visto bueno para una obra en Moquegua, 1.100 km al sur de Lima, cuando Vizcarra era gobernador en esa región.

El mandatario defendió su gestión: “Desde el primer día de mi gobierno hemos combatido la corrupción y hemos afectado grandes intereses. ¿No es extraño que cuando toco Odebrecht viene este tipo de titular?, ¿quieren callarme?”.

En reacción a la versión del diario, el legislador opositor José Vega, de Unión por el Perú, dijo a una radio local que su bancada comenzará a recoger firmas el lunes para presentar una nueva moción de destitución contra el mandatario.

“Nosotros vemos este tema como algo gravísimo, hay colaboradores que han hablado. Acá hay evidencias claras de que hay coimas, de que hay corrupción. Esto debe generar una vacancia por incapacidad moral permanente”, dijo Vega.

Vizcarra había pedido el sábado a la fiscalía que adelante la investigación sobre los cuestionados contratos por 50.000 dólares con el cantante Richard Cisneros, en lugar de esperar hasta el fin de su mandato.

La corrupción es uno de los grandes males de Perú, donde cuatro presidentes han sido salpicados por el escándalo de sobornos y aportes ilegales de campaña de Odebrecht



MÁS INFORMACIÓN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: