Temores sobre la oferta de crudo impulsan precio del petróleo


Las reservas comerciales de petróleo en Estados Unidos subieron en 9.4 millones de barriles la semana que terminó el 8 de abril, pero las existencias de gasolina bajaron fuertemente, según datos de la Agencia estadounidense de Información sobre Energía (EIA) publicados ayer.

Los stocks de crudo estadounidenses ascienden a 421.8 millones de barriles (mb), y son 13% inferiores a la media de los últimos cinco años para igual período. Los analistas esperaban un aumento de 1 mb.

En tanto, las reservas de gasolina bajaron 3.6 mb y las de productos destilados 2.9 mb.

El aumento de las reservas comerciales de crudo debe relativizarse, toda vez que bajaron de forma importante las reservas estratégicas. La caída fue de casi 4 mb a 560.7 mb.

Desde inicios de septiembre, el gobierno de Joe Biden utiliza estas reservas estratégicas para tratar de contener los precios de la gasolina. Estas existencias se redujeron en unos 60 mb en seis meses.

Así, el crecimiento de las reservas comerciales estadounidenses de crudo se explica por una caída de las exportaciones, un descenso de actividad en las refinerías y una demanda algo más débil.

Los precios internacionales del petróleo continuaron subiendo ayer luego de alzas de más de 6% el martes debido a la guerra en Ucrania, que hace resurgir los temores sobre la oferta futura de crudo.

Así, el barril de West Texas Intermediate (WTI) para entrega en mayo subió 3.62%, cotizado a 104.25 dólares en Nueva York.

En tanto, en Londres, el barril de Brent del mar del Norte para entrega en junio ganó 3.95%, cerrando a 108.78 dólares.

Desde comienzos de año, los precios del crudo tuvieron un alza acumulada de más del 35%.

El aumento de las reservas comerciales de crudo en Estados Unidos (9.4 millones de barriles -mdb- la semana pasada), no detuvo la subida de precios, en un mercado que atribuye el incremento de existencias a una reducción coyuntural de las capacidades de refinación del principal productor del mundo.

“Las preocupaciones sobre el abastecimiento”, destacó Susannah Streeter, analista de la consultora Hargreaves Lansdown.



MÁS INFORMACIÓN