‘Sí hay plata’, dijo el presidente Cortizo; Colón no cesa en sus demandas


“Señor presidente… nosotros queremos saber cuándo van a iniciar los proyectos en Colón. No queremos saber de más nada. La gente está sufriendo. Ya basta de tanta habladuría, que allá fuera hay un pueblo esperando”.

La frase es parte de lo que le dijo la colonense Urania Flores al presidente de la República, Laurentino Nito Cortizo, la noche del pasado jueves 12 de mayo, cuando el mandatario se reunió con representantes de grupos que lideran una huelga en la ciudad caribeña en reclamo de la solución de diversos problemas. El encuentro duró más de cinco horas.

Micrófono en mano y con una gran dosis de desparpajo, la mujer le exigió al presidente que quería ver los proyectos en marcha el próximo lunes 16 de mayo.

Cortizo fue a Colón para tratar de contener el caos social que reinaba en la provincia desde el pasado lunes 9 de mayo, producto de manifestaciones y una huelga general que tiene a Colón en incertidumbre. El mandatario escuchó a los líderes de la Coalición por la Unidad de Colón (Cuco) y el Frente Amplio Colonense, dos de las principales agrupaciones que han liderado las protestas. También oyó a los transportistas, educadores y desempleados, y a la Cámara de Comercio e Industrias de Colón, entre otros. Ellos reclaman la reactivación de obras clave para la provincia y que se congele el precio del combustible, situación que incide en el alto costo de la vida.

Cortizo anunció que en los próximos 15 días entregará la orden de proceder para la construcción del hospital Manuel Amador Guerrero ($174 millones). Aseguró que esta es una de las mil 158 obras que encontró “abandonadas”.

“Destrabar los nudos del Amador Guerrero fue más difícil que la Ciudad de la Salud”, manifestó.

Dijo que el estadio de béisbol Roberto Mariano Bula ($18.6 millones) avanza según lo planificado y debe ser entregado a finales de 2023. Mientras que el Centro de Arte y Cultura, añadió, ya fue licitado. Estos proyectos estuvieron en la lista de promesas que presentó el gobernante a los colonenses el 5 de noviembre de 2021. Pero, seis meses después, nada se ha concretado. En la reunión del pasado jueves, el presidente también prometió centros de salud, carreteras y empleos. En la provincia, añadió, hay más de $877.4 millones invertidos.

“Sí hay plata. Para los proyectos de Colón hay recursos”, aseguró Cortizo.

Su discurso, sin embargo, no convenció a los colonenses, quienes decidieron que el paro será indefinido.

“Hubo tan solo algunas respuestas. Los dos reclamos que el pueblo quería que se abordaran era el alto de la costo de la vida (…) y en torno a ello el presidente no dio ninguna respuesta. Y en el problema de la gasolina, que no solamente afecta a los transportistas, sino a todos, tampoco dio respuesta”, manifestó Edgardo Voiter, de Cuco.

Al cierre de esta edición, la ciudad estaba tranquila. No había desorden público, el transporte funcionaba casi normal y algunos de los comercios que habían cerrado sus puertas en los días previos recibieron al público.

Aparece Varela

Otro que cuestionó el discurso de Cortizo fue el expresidente Juan Carlos Varela (2014-2019). En un comunicado, aseguró que es “falso” que el actual gobierno recibió mil 158 obras detenidas. Dijo que la renovación de Colón fue planteada como un proyecto de Estado en 2014 y “darle continuidad es el camino”, pues es una obra de varias administraciones.

Mencionó que en su gestión se construyeron 5 mil 500 viviendas, el paseo marítimo de 14 hectáreas, el sistema de aguas pluviales y servidas, al igual que calles, entre otras obras.



MÁS INFORMACIÓN