Sánchez pide a las empresas españolas que “evalúen” el impacto del ‘brexit’ en su día a día y adopten medidas


Pedro Sánchez, en su comparecencia ante el pleno del Congreso.
Chema Moya / EFE

El presidente de Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha pedido este miércoles a las empresas españolas que tengan relaciones comerciales con el Reino Unido que “evalúen” el impacto del brexit en su día a día, ante la probabilidad de que se produzca una salida sin acuerdo de la Unión Europea.

En su comparecencia en el Pleno del Congreso para explicar las conclusiones del último Consejo Europeo en Bruselas del 20 y 21 de junio así como del extraordinario del 30 de junio y para informar de la amenaza del brexit, Sánchez ha descrito el plan de contingencia diseñado por el Ejecutivo, que incluye medidas como el cheque brexit.

“Pero las medidas de contingencia solo pueden mitigar las consecuencias de una salida sin acuerdo, pero no las van a eliminar”, ha dicho el mandatario. “Quiero reiterar la importancia de que aquellas personas o entidades que mantengan relaciones comerciales, académicas o económicas con el Reino Unido evalúen en qué medida pueden afectarles una retirada sin acuerdo y adopte medidas para minimizar su impacto”.

Sánchez afirmó que “España esta preparada para cualquier escenario, también para un brexit duro”. “Estamos preparados para cualquier escenario, pensando en el impacto del brexit en la vida real de las personas”.

Como ejemplo, Sánchez ha citado el caso de Iberia, para la cual se ha negociado “una prórroga de varios meses” para que tenga tiempo de ajustar su régimen de propiedad y pueda seguir operando como compañía europea.

“No más concesiones”

El presidente del Gobierno ha subrayado que no se puede volver negociar el acuerdo de salida del Reino Unido de la Unión Europea y “no cabe hacer más concesiones”, al tiempo que ha puesto en valor la unidad de acción de la UE para hacer frente a este proceso.

Sánchez ha lamentado la crisis constitucional que, en su opinión, viven los británicos y ha criticado que el Gobierno de Boris Johnson pretenda ahora no respetar el acuerdo de salida alcanzado.

“El único regalo del brexit es añadir más incertidumbre a un escenario global”, ha señalado.

El presidente del Gobierno ha urgido a que el presupuesto financiero plurianual comunitario para el periodo 2021-2027 esté plenamente operativo en enero de 2021 y ha pedido un acuerdo “lo más pronto posible”.

Sánchez ha señalado que España defiende un marco financiero “cierto, ambicioso y ágil” para gestionar los recursos, sobre todo los dirigidos a los emprendedores que son los que “arriesgan para poder crear empleo”.

“La fortaleza y la cohesión de una España próspera depende de una Europa próspera que encare de frente y no dé la espalda a los nuevos retos que hay por delante”, ha dicho tras incidir en que en el debate del Consejo europeo la posición de España fue clara para que se avance con rapidez en el presupuesto comunitario plurianual con el fin de generar certidumbre.

Certidumbre para las empresas, para los agricultores, para los ganaderos, para los investigadores de las universidades y para las instituciones que quieren impulsar inversiones productivas, ha puntualizado.

Agujero del ‘brexit’

El marco financiero plurianual fija los techos de gasto para el periodo de siete años en su conjunto y en cada uno de los ejercicios cubiertos y estructura las partidas presupuestarias en línea con las prioridades políticas que se marca la UE en cada periodo. 

El de 2021-2027 fue propuesto por la Comisión Europea en mayo de 2018 y será el primero sin el Reino Unido, dada su próxima salida del bloque comunitario. 

La propuesta del Ejecutivo comunitario pide elevar el presupuesto al 1,11 % de la renta nacional bruta conjunta de los Veintisiete, frente al 1,03 % que supone en el periodo 2014-2020, con lo que ascendería en total a 1,28 billones de euros en compromisos de pago, frente a los 1,08 billones actuales. 

Este aumento, junto con recortes en ciertas partidas, debería permitir paliar el agujero de más de 12.000 millones de euros que dejará el brexit y la necesidad de 10.000 millones anuales para nuevas tareas, según Bruselas.

“España no se lo merece”

En su turno de respuesta, el presidente del PP, Pablo Casado, ha recalcado este miércoles que España “no merece nuevas elecciones” generales, pero tampoco un presidente del Gobierno como el actual jefe del Ejecutivo en funciones, Pedro Sánchez. Dicho esto, ha comparado al líder socialista con el primer ministro británico, Boris Johnson.

“Usted empieza a recordar al señor Johnson. Él retuerce la ley para cerrar el Parlamento. Usted retuerce el reglamento para no rendir cuentas ante él”, ha afirmado Casado en su intervención en el Pleno del Congreso relativo a las últimas cumbres europeas.

Así, Casado ha acusado a Sánchez de “utilizar la Cámara como parte de una tramoya” con la que va “buscando escenarios” para su “pretendida, deseada pero oculta campaña electoral ya iniciada hace meses”.



MÁS INFORMACIÓN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: