Red reactivó estructura para trasegar droga desde el aeropuerto de Tocumen


La recién desarticulada red de tráfico de drogas en la llamada operación Fusión en la que se capturó a 27 personas, entre ellos funcionarios del Aeropuerto Internacional de Tocumen, tenía una compleja y sofisticada estructura, que incluía hasta seguridad privada para garantizar el envío de la droga a Estados Unidos y Europa.

Fuentes del Ministerio Público precisaron que la red desembarcaba la droga proveniente de Colombia en las playas de Farallón. Luego se trasladaba en autos de doble fondo a la ciudad de Panamá y, por último, se introducía en maletas para ser enviada fuera del país.

La Fiscalía Especializada en Delitos Relacionados con Drogas y la Policía Nacional lograron la captura de 27 personas, entre ellas funcionarios del Servicio de Protección Institucional (SPI), el Servicio Nacional Aeronaval (Senan) y el Ministerio Público.

La pesquisas iniciaron en marzo del 2020, tras la ubicación de 379 kilos de cocaína en Farallón y 60 paquetes de la misma droga en Tocumen.

La red estaba encabezada por Fernando Sixto Mendoza, quien con anterioridad había sido detenido en dos ocasiones por traficar drogas por el aeropuerto (en 2002 y 2009). En esas ocasiones, la Fiscalía de Droga encontró que la red criminal ocultaba la mercancía en residencias ubicadas en el área de Juan Díaz y luego llevaba los estupefacientes en pequeñas maletas hasta el aeropuerto.

Mendoza aparece ligado a una empresa dedicaba al movimiento de carga en el Aeropuerto de Tocumen.

En la operación de esta semana, el Ministerio Público se incautó de 20 vehículos, algunos de ellos empleados en el narcotráfico y otros de uso personal de los miembros de la red criminal.

Las fuentes explicaron que los funcionarios del SPI y Senan eran los encargados de alertar sobre operaciones y sobre la ubicación de los equipos antidrogas, mientras que una funcionaria del Ministerio Público daba seguimiento a los procesos penales.



MÁS INFORMACIÓN

A %d blogueros les gusta esto: