Pedro Sánchez y el papa Francisco se pronuncian


“Horror, dolor e indignación ante las terribles imágenes que nos llegan desde la localidad ucraniana de Bucha. Los crímenes de guerra que se están cometiendo no pueden quedar impunes”, escribió en su cuenta de Twitter el presidente del gobierno de España, Pedro Sánchez.

“Toda mi solidaridad con las víctimas de esta barbarie. Los crímenes de guerra deben ser investigados rápidamente y sus responsables castigados”, señaló de su lado el ministro de Exteriores, José Manuel Albares, en Twitter.

En tanto, el papa Francisco, de gira por Malta, condenó la guerra “sacrílega” en Ucrania.

“Pensando en la tragedia humanitaria de la atormentada Ucrania, todavía bajo el bombardeo de esta sacrílega guerra, no nos cansemos de rezar y ayudar a los que sufren”, declaró el papa tras un misa al aire libre ante unas 12 mil personas cerca de la capital, La Valeta.



MÁS INFORMACIÓN