No habrá una luna de miel inmediata para Enrique y Meghan


El duque y la duquesa de Sussex, conocidos previamente como el príncipe Enrique de Gran Bretaña y Meghan Markle, pasarán su primera noche de casados en el Castillo de Windsor.

Tras la misa en la Capilla de San Jorge y un almuerzo, se pudo ver a la pareja dirigiéndose en un descapotable, conducido por Enrique, rumbo a la casa real Frogmore House (considerada el escondite de la familia real) para una exclusiva recepción nocturna para 200 invitados, cuyo anfitrión es el príncipe Carlos, padre de Enrique.

La recepción se podría extender hasta altas horas antes de que ambos se retiren a sus aposentos en los amplios terrenos del castillo. Se espera que los recién casados regresen a su casa en el Palacio de Kensington en Londres el domingo.

No se embarcarán inmediatamente en una luna de miel pues tienen sus primeros compromisos como esposa y esposo programados en el Palacio de Buckingham el martes. Ese día serán anfitriones de una fiesta en honor al príncipe Carlos, primero en la línea de sucesión del trono, quien está próximo a cumplir 70 años.

Sí es probable que tengan una luna de miel pronto. A Enrique le gusta viajar a África así que es posible que su destino esté ahí. Después de dos citas en 2016, ambos se fueron de campamento a Botsuana.





MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook