Los menores españoles pasan una media de cinco horas al día frente a las pantallas los fines de semana


Control de la obesidad en un niño.
GTRES

El sedentarismo, el excesivo uso de las pantallas y el sobrepeso son tres preocupantes factores que van en aumento entre la población española más joven. Un estudio, denominado Pasos (Physical Activity, Sedentarism and Obesity in Spanish youth) y cuyos resultados preliminares se han presentado este martes, ha cifrado la dimensión del problema y ha permitido obtener una radiografía de los estilos de vida de los menores con la intención de que se adopten medidas para revertir hábitos que resultan nocivos para su salud.

Con 3.803 entrevistados de entre 8 y 16 años de 245 centros educativos como muestra y el trabajo de trece grupos de investigación de diversas universidades, con un total de 50 investigadores, la Fundación Gasol ha coordinado un informe que refleja que el 54,5% de los niños y adolescentes supera entre semana el tiempo que la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que pasen frente a una pantalla y que fija en un máximo de 120 minutos al día. De esta forma, los chicos pasan ante la televisión, el ordenador, la tableta, el móvil o los videojuegos una media cercana a las tres horas.

La situación se agrava los fines de semana, cuando el promedio sube hasta los 282,6 minutos diarios, lo que traducido en horas roza las cinco. El porcentaje de los que dedican más tiempo del recomendado al uso de pantallas asciende al 79,3% durante los días en los que no hay clase. El caso de los alumnos de secundaria, aquellos con una edad comprendida entre los 12 y los 16 años, es el más llamativo, con un 92,2%.

Tampoco en lo que a la actividad física se refiere se logran niveles óptimos. El 63,6% de los niños y adolescentes no alcanza los al menos 60 minutos diarios de actividad física —moderada o vigorosa— que la OMS aconseja. Ese porcentaje crece hasta el 70,4% en el caso de las niñas y al 72,4% en la adolescencia.

El estudio también pone de manifiesto una pérdida del interés por el ejercicio según se va creciendo. De esta forma, los adolescentes de 4º de la ESO, con 16 años, realizan 106 minutos menos de actividad física por día de media que los menores de 3º de Primaria, con 8.

En ese contexto, el 14,2% de los chavales padece obesidad y el 20,7%, sobrepeso, según su índice de masa corporal (IMC), lo que da la suma del 34,9%. Peores resultados arroja el dato de obesidad abdominal: si se toma como referencia la circunferencia de la cintura, el porcentaje resulta prácticamente diez puntos superior (23,8%) al calculado según el IMC. 

Los responsables del documento advierten de que esa diferencia puede demostrar un infradiagnóstico de la obesidad y el sobrepeso y abogan por incorporar la medición de la circunferencia de la cintura como indicador en la infancia. “Por otra parte, es importante resaltar que, en las últimas dos décadas, el porcentaje de población infantil y adolescente que presenta obesidad abdominal ha aumentado en un 7,9%”, agregan.

“Pandemia”

Con estos datos sobre la mesa, el presidente de la fundación, Pau Gasol, ha remarcado que “la obesidad infantil es un problema global que afecta a España“. “Estamos ante una batalla muy compleja que requiere del esfuerzo de todos los sectores”, ha afirmado durante una presentación en la que ha estado acompañado de la ministra de Sanidad, María Luisa Carcedo. 

El jugador de baloncesto ha instado a los educadores a ser persistentes en la inculcación de una alimentación sana y ha recordado que cuando él era pequeño le hacían comer cosas que no le apetecían. “Si no me lo comía en ese momento me lo iba a tener que tomar después y al final acabas comiendo porque tienes hambre”, ha asegurado, antes de apuntar cómo se enamoró del baloncesto gracias a jugar en el patio del colegio y a las actividades extraescolares.

Gasol, que puso en marcha la fundación junto a su hermano Marc, ha mostrado su deseo de “situar a España a la cabeza de los países que logran revertir la tendencia de la obesidad infantil”. “Queremos ser el modelo a seguir a nivel mundial en la lucha contra esta pandemia, para que los niños y niñas crezcan y se desarrollen en entornos saludables que les permitan alcanzar su pleno desarrollo”, ha comentado.

Plan nacional

Para lograr esas metas, la organización reclama medidas como un plan nacional contra la obesidad infantil, liderado por el ministerio pero que implique a todas las administraciones y entidades relacionadas con la materia, “reforzar la formación de los equipos de pediatría y otros profesionales del ámbito sanitario en la prevención” e “incrementar las horas y la calidad de la educación física en los centros educativos”. 

Carcedo, que ha agradecido a los hermanos Gasol su apoyo para tener “una población más saludable en el futuro”, ha remarcado la importancia del estudio para diseñar políticas públicas contra lo que ella también ha denominado “pandemia“. “En los últimos años ha crecido y debemos combatirlo”, ha apostillado.

La titular de Sanidad ha hecho hincapié en los factores socioeconómicos y comportamentales que provocan la obesidad y como ejemplo ha dicho que los niños y niñas en familias más vulnerables consumen más alimentos procesados que los de familias con más ingresos. El 20% de los primeros ingieren esos productos tres veces a la semana o más, frente al 9% en el tramo de ingresos más altos. “Solo la mitad de los niños de familias con pocos ingresos comen fruta a diario”, ha lamentado.

Para predicar con el ejemplo, la presentación se ha cerrado en el patio del colegio José Calvo Sotelo de Madrid, donde ha tenido lugar, con la participación de Gasol y algunos de los encuestados para el estudio en las actividades de promoción de hábitos saludables que la fundación lleva a cabo en dicho centro. Iniciativas que pretenden prevenir un problema que puede acarrear serias conscuencias en la edad adulta.

https://platform.twitter.com/widgets.js



MÁS INFORMACIÓN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: