“La vida nos recuerda cosas y no siempre de la forma más agradable”


Raquel del Rosario lleva casi una década retirada de la música. Desde que dejara su puesto como vocalista de El sueño de Morfeo, la artista se ha dedicado a otras pasiones como la fotografía o los viajes. También ha construido un precioso hogar junto a su marido Pedro Castro, y sus dos hijos pequeños, Leo y Mael. 

Sin embargo, a pesar de haber pasado unas encantadoras vacaciones viajando por Latinoamérica, la cantante ha compartido en su ultima publicación un preocupante mensaje en el que asegura que ha pasado por momentos complicados durante el mes de agosto.

“Hace algo más de un mes le pedía al universo que ordenase las cosas”, ha comenzado explicando en un largo texto junto a fotografías de ella y sus hijos en California, dónde residen. “Algo que suelo hacer cuando no sé muy bien cómo afrontar determinadas situaciones, acontecimientos, sentimientos…“, ha continuado. 

Ha hablado sobre cómo la vida a veces se parece al Tetris y cada cambio que buscas, “requiere de muchos movimientos”. “Cuando algo se mueve, se modifica, aparece o desaparece, provoca una sacudida en otro lugar”, ha reflexionado, comparando el cambio con lo que sucede cuando “completas una línea” en el videojuego.

“Digamos que agosto ha sido un mes de completar muchas líneas a la vez (o eso espero), con la sacudida correspondiente“, ha señalado: “La vida tiene una peculiar forma de mostrarnos y recordarnos las cosas, y no siempre lo hace de la forma más agradable”.

Esta misteriosa confesión a través de una sencilla metáfora daba a entender que la cantante está pasando por un difícil momento sentimental. A continuación, ha aclarado porqué: “Cada vez me cuesta más comprender mi misión en el mundo, pero no puedo evitar amar con todo mi ser”. 

Sin duda, cómo se ve en las fotografías el amor es una gran parte su vida. Aunque no siempre puede ser fácil mantenerlo después de muchos “movimientos”. 

Este mensaje viene justo después de que su marido publicara una fotografía de los dos confesando que “la luz se estaba apagando” en la pareja. “Transcendiendo miedos por separado para así crear más amor juntos“, ha escrito.

Una revelación que hace pensar que pueden estar temblando los cimientos de su relación. Sin embargo, ambos han transmitido las ganas de seguir luchando por el matrimonio. 



MÁS INFORMACIÓN