Falta de cadenas de valor en Centroamérica obstaculiza acuerdos con la UE


La falta de cadenas de valor en la producción centroamericana es un obstáculo para el aprovechamiento pleno del Acuerdo de Asociación vigente desde 2013 entre esta región y la Unión Europea (UE) y que cuenta con un pilar económico que abre grandes oportunidades, afirmó el embajador del bloque europeo en Panamá, Chris Hoornaert.

“El Acuerdo está subutilizado” entre otras causas porque “no existe en este momento” cadena de valor y “exportar no es fácil para la pequeña y mediana empresa”, dijo Hoornaert a Efe en el marco de un foro organizado por el Centro Regional de Promoción de la micro, pequeña y mediana empresa (Cenpromype) y la UE, centrado en la competitividad de la cadena regional de valor de la pesca.

El Acuerdo de Asociación entre Centroamérica y el bloque europeo consta de los pilares de diálogo político, cooperación y comercio, este último plenamente vigente tras las ratificaciones nacionales correspondientes.

“El capítulo de comercio abre posibilidades enormes para exportar y Centroamérica tiene que utilizar estas oportunidades”, afirmó el diplomático, para luego enfatizar que se requiere el cumplimiento de una serie de pasos que garanticen una producción legal y sostenible de la oferta exportable, es decir, una cadena de valor.

Se trata no solo de cumplir con una serie de reglas sanitarias, de volúmenes de producción, transporte, controles y certificaciones, sino también de determinar qué tipo de productos se quieren vender, explicó.

En el sector de la pesca, por ejemplo, se celebra cada año una gran feria en Bruselas que de momento es una oportunidad perdida para productores centroamericanos, porque para estar allí el producto tiene que haber salido “de un buen puerto, con un buen transporte, y poder demostrar que proviene de la pesca legal”.

“Las certificaciones tienen que decir ‘hemos pescado tanto producto en este mar y siguiendo ciertas condiciones’ y sin eso no se puede exportar” a la UE. El cumplimiento de esas medidas y la compilación de toda esa data se constituye en la cadena de valor, sostuvo el embajador.

Hoornaert hizo énfasis en el aspecto de la sostenibilidad: “necesitamos una pesca ordenada, que sea sostenible; ese es un factor que ha tomado demasiado importancia en los últimos años”.

Y en ese sentido, resaltó la necesidad de un trabajo mancomunado y de cooperación entre el sector privado y el público centroamericano porque “hay demasiado trabajo por hacer en materia de certificaciones y monitoreo”.

El Foro para el fomento de la competitividad en la cadena regional de valor de la pesca, que se instaló este jueves en la capital panameña, aborda precisamente la importancia de la incorporación de la micro, pequeña y mediana empresa (Mipyme) en las cadenas de valor.

En la cita, que se desarrollará hasta el viernes, se analizan las actuales condiciones del mercado regional y mundial, sus potencialidades de crecimiento, y se precisan las características que debe tener la cadena de valor para que la Centroamérica pueda presentar una oferta exportable competitiva a la UE, que es su segundo mercado destino de productos solo detrás de Estados Unidos.



MÁS INFORMACIÓN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: