‘Esto es totalmente privado’, dice Zulay Rodríguez sobre el oro que cobró a un cliente mexicano


La diputada Zulay Rodríguez dijo estar dispuesta a “desmentir públicamente” las informaciones sobre los honorarios profesionales que cobró tras una demanda que instauró contra un cliente mexicano, pero -paralelamente- defendió estos pagos, al considerar que se trata de un “conflicto totalmente privado”, que -según ella- no tiene que ver con su gestión en la Asamblea.

El orfebre y empresario mexicano José Luis Penagos acusa a la diputada Rodríguez de haberle despojado de 66 kilos brutos de oro de su propiedad, decomisados por la Dirección de Aduanas cuando estaba en tránsito a Colombia, en marzo de 2009. Rodríguez, como abogada, cobró honorarios equivalentes a 42 kilos del oro decomisado.

“Esto es falso, completamente… Aquí están mis pruebas y lo voy a desmentir públicamente”, anunció Rodríguez este jueves 2 de enero, al llegar a la Asamblea Nacional, para participar en los actos protocolares de reinicio de sesiones ordinarias.

La diputada sostiene que el conflicto con Penagos es “totalmente privado, no tiene que ver con mi gestión privada y no he manejado ningún bien público… Se han metido en un conflicto prácticamente a nivel privado, para exponer esto ante un medio de comunicación que he combatido y denunciado públicamente”, dijo en referencia al diario La Prensa, que este miércoles publico la nota “Un mexicano le reclama 66 kilogramos de oro a la diputada Zulay Rodríguez”.

“¿Por qué no hacen lo mismo con Federico Humbert, con Odebrecht, con los peces gordos? Vienen a meterse con Zulay Rodríguez, que no ha manejado fondos públicos, en un conflicto totalmente privado. Se han metido conmigo como mujer y como abogada”, dijo a los periodistas, visiblemente molesta.

Anunció que procederá legalmente contra el sitio Foco Panamá, el comunicador Mauricio Valenzuela y “estamos evaluando” si también al diario La Prensa.

Zulay Rodríguez aceptó al mexicano José Luis Pengaos como cliente en tres procesos, luego de que Aduanas le quitó el oro a él y a un colega suyo, el venezolano José Felipe Mendoza. Entre los dos, tenían 65.3 kilos netos de oro –valorados en $1.4 millones– con trazas de metanfetaminas, por lo que estuvieron detenidos cerca de un año en La Joya. Finalmente, fueron deportados. Penagos tiene impedido ingresar a Panamá.

Tras un proceso judicial, Rodríguez logró la devolución de los 65.3 kilos de oro, de los cuales reclamó en honorarios profesionales por sus servicios como abogada 42 kilos, es decir, casi el 65% de lo decomisado.

El Banco Nacional de Panamá, según consta en actas, devolvió la totalidad del oro decomisado por Aduanas, aunque se habrían perdido unos tres kilos entre su decomiso y su devolución.

“Yo cobro caro”, dijo Rodríguez a La Prensa. Según ella, puede cobrar el dinero que considere conveniente si el cliente no le abona, como ocurrió en este caso, afirmó.

Otro abogado contratado por Penagos y Mendoza, llamado Rafael Araúz, también reclamó el pago de $990 mil en honorarios. Su madre, Luz de Araúz, aparece actualmente en las planillas de la diputada en la Asamblea Nacional, en calidad de personal transitorio, contratada por un monto poco mayor de $17 mil.

https://platform.twitter.com/widgets.js



Source link

A %d blogueros les gusta esto: