¿Es preferible pagar en efectivo o con tarjeta?


Son muchas las medidas que se están aplicando en el país para tratar de contener los casos de contagio por coronavirus, sobre todo, tras la declaración del estado de alarma en el país por la crisis sanitaria. 

Entre esas medidas, destaca el confinamiento total de los ciudadanos y el cierre de todos los negocios y establecimientos que no sean de primera necesidad. Así, supermercados, farmacias o estancos, entre otros, continúan abiertos. 

Para salir a hacer la compra o adquirir medicamentos es necesario seguir unas medidas de prevención para evitar contagios. Mucha gente sale a hacer estos recados con mascarilla y guantes, aunque la recomendación principal sigue girando en torno a la higiene. 

¿Efectivo o tarjeta?

Una medida de prevención que han tomado algunos establecimientos es evitar el pago en efectivo y limitar estos pagos a las tarjetas, sin embargo, no existe ninguna evidencia de que esta medida sea efectiva, según la OCU, sirve para evitar el contacto físico con los clientes. 

La Organización Mundial de la Salud tampoco ha hecho ninguna consideración al respecto ni ha mencionado ninguna medida sobre si es preferible pagar con tarjeta para evitar el contagio y, aunque el virus puede sobrevivir un periodo de tiempo en las superficie (dependiendo de las circunstancias puede ser más o menos), no se puede concretar que el dinero en efectivo sea una vía de transmisión. 

Sin embargo, desde la Organización de Consumidores y Usuarios siguen recomendando pagar con tarjeta para minimizar el contacto entre personas. Aun así, no recomiendan la imposición de esta medida, ya que puede suponer una brecha respecto a personas mayores o desfavorecidas que no cuentan con medios para pagar de otro modo que no sea en efectivo.

Así, en caso de que sea inevitable pagar con dinero en efectivo (y también cuando se pague con tarjeta) hay que hacerlo siguiendo las recomendaciones de higiene: lavarse las manos con agua y jabón y no tocarse la cara con las manos sucias.

También es recomendable desinfectar la tarjeta en caso de que la haya tocado alguien sospecho de contagio o, en caso de tener que introducir el pin en el datáfono, es aconsejable usar guantes desechables. 



MÁS INFORMACIÓN