“Es fundamental el sexo, es como respirar, pero mi novio solo quiere hacerlo 2 veces por semana”


Ya tienes aquí una nueva entrega del consultorio de sexo que cada semana te trae 20minutos. Para plantear tu pregunta escribe a consultoriosexo@20minutos.es.

Estas son las respuestas de esta semana que ha dado nuestro experto, Santiago Frago. Puedes consultar su web aquí.

Infiel… y sin excitación

PREGUNTA Hace unos meses me enteré de que mi esposo me había sido infiel; recibí fotos, parecía todo muy claro, aun así decidí darle una oportunidad, pero a partir de ese hecho ya no logro excitarme al estar con él y mucho menos llegar al orgasmo, ¿qué puedo hacer?

RESPUESTA DEL EXPERTO Una infidelidad sexual descubierta en un marco relacional de exclusividad erótica conlleva una pérdida de la confianza y una constelación de síntomas y sensaciones comunes: rabia, humillación, decepción, pérdida de autoestima y dificultades eróticas derivadas de pensamientos intrusivos.

La infidelidad sexual no va necesariamente unida a una insatisfacción sexual y/o convivencial, aunque sí suele constituir un indicativo de la necesidad de dinamizar y activar la vida de pareja; en cualquier caso, conlleva vivir un cierto duelo que es más fácil superar con ayuda profesional.

No obstante, te indico algunas sugerencias para ir manejando la situación:

1. Habla con tu pareja de tus emociones vividas y de la necesidad de saber y comprender.

2. No tomes decisiones precipitadas.

3. Analizad en común posibles causas que han llevado a la infidelidad.

4. Tu pareja ha de luchar por la relación y esto has de sentirlo para poder llegar a perdonar.

Molestos miomas

PREGUNTA Tuve hepatitis C y nunca he practicado sexo con penetración para no contagiar. el virus. Ahora ya estoy curada y llevo unos meses con un chico con el cual me apetece mucho tener relaciones pero a la vez tengo mucho miedo porque nunca antes lo hice.

Tengo un mioma que está abombando mi útero y tengo molestias y creo que en las relaciones sexuales también me va producir dolor o incluso no llegar al orgasmo.

Cuando mi pareja me ha masturbado no he conseguido llegar al orgasmo y he tenido dolor e inflamación por mi zona íntima; ¿si utilizamos lubricantes podría ayudarme para evitar el dolor? Estoy bastante preocupada, ¿me puede aconsejar?

RESPUESTA DEL EXPERTO La hepatitis C es en la actualidad una enfermedad curable con terapia farmacológica retroviral y tu caso es una evidencia. Los miomas son nódulos benignos del útero, de causa desconocida y que tienen distintas localizaciones. Se sabe que existe una clara influencia hormonal vinculada a la edad fértil y tienden a remitir al llegar la menopausia.

Algunos miomas, por su localización y tamaño, pueden dar lugar a molestias durante la penetración vaginal (coito doloroso) que se unen a otros síntomas habituales que acompañan a los miomas: sangrado abundante durante la regla, dolor pélvico, distensión abdominal, incontinencia urinaria.

Si la relación sexual se asocia al dolor, el mecanismo del miedo se pone en marcha y activa la ansiedad; la consecuencia es la pérdida del deseo y la ausencia de placer.

Mi consejo es que acudas a un profesional de la Ginecología para que defina la localización de tus miomas y valore la extirpación de los mismos, como fórmula para resolver tus dificultades sexuales.

Refugiado en el porno y sin erecciones

PREGUNTA He llevado un buen tiempo soltero y me había refugiado en satisfacerme viendo porno; actualmente tengo una pareja reciente y cuando decidimos tener intimidad no pude tener una erección, no sé si eso se debe al consumo de pornografía. ¿Cómo lo soluciono?

RESPUESTA DEL EXPERTO En principio, el consumo de pornografía con el objeto de entretener y vinculado al erotismo individual no tiene por qué asociarse a una dificultad sexual con la pareja.

Si un hombre tiene erecciones cuando se masturba, tiene erecciones al despertar y tiene erecciones espontáneas casi podemos deducir que no hay causas orgánicas que justifiquen su dificultad de erección en un contexto relacional.

Una vez descartada la causa física de tu déficit eréctil hay que valorar cómo afrontaste tu primer encuentro erótico con tu pareja reciente; si fuiste con una habitual y lógica preocupación por cómo iban a ir las cosas en el terreno íntimo y además esa persona te gustaba especialmente, es fácil que fueses con una cierta inseguridad.

En ese momento entran en juego dos elementos que chocan entre sí: el deseo y el miedo; en ese duelo siempre acaba ganando el miedo, entonces la ansiedad origina una lógica respuesta vascular que se traduce en tu pérdida de erección.

En tu caso, un sencillo asesoramiento sexológico, unido a un apoyo farmacológico inicial, te permitiría ir cogiendo confianza para gradualmente ir dejando la medicación de modo paralelo a la restauración de la tranquilidad y la confianza en el plano íntimo de vuestra relación.

Pocas veces, un verdadero problema

PREGUNTAMi novio tiene 25 años, llevamos dos años juntos pero no tiene deseo. Nos hemos separado dos veces por esta razón; él dice que me quiere, que me ama, pero que simplemente no le apetece tener sexo.

Pueden pasar cinco días o una semana y nada, esto se ha convertido en un problema para nuestra relación, ya que para mí sí es fundamental el sexo, tan importante como respirar; yo realmente lo quiero y tiene muchas virtudes, pero el sexo para mí es fundamental.

Al principio era diferente, pero él dice que nunca había tenido una pareja tan fogosa como yo. En mi caso veo normal tener 5 o 7 relaciones a la semana; para él eso es demasiado y cree que 2 o 3 veces a la semana es lo perfecto.

Él no quiere ir a un sexólogo porque para él eso no es un problema y yo realmente no quiero separarme por esto sabiendo que hay solución; he comprado un vibrador y juguetes para divertirme cuando a él no le apetece; solo quiero estar con él.

RESPUESTA DEL EXPERTO El deseo sexual es una interpretación que nuestro cerebro hace ante determinados estímulos sensoriales, especiales conexiones relacionales y ciertos recuerdos o fantasías.

Un triple y singular componente biográfico, amoroso y ambiental se entrecruzan para dar lugar a tres tipos de deseo:

1. Deseo químico o biológico, que expresa una necesidad fisiológica.

2. Deseo erótico o sensorial que tiende a buscar y contactar con el otro.

3. Deseo sexual tras conexión amorosa y/o emocional.

El interés sexual vive fluctuaciones cuando vivimos en un contexto de pareja estable; por ello es habitual se den desajustes y discordancias en el mismo, porque hablamos de personas diferentes que sienten y viven necesidades distintas.

Tu pareja está viviendo, en la actualidad, un momento de su vida en el que su deseo se muestra mucho menos expresivo que el tuyo y esto puede generar un desajuste y/o malestar. Mi sugerencia es que compatibilices, tal y como has hecho hasta ahora, tu erotismo individual (autoerotismo) con el erotismo compartido; puede ser una buena fórmula para que puedas dar cauce a tu necesidad biológica, tu pareja no sienta la presión de tu deseo y a la vez no vivas la situación como problema.



MÁS INFORMACIÓN