El fotógrafo Maksim Levin es asesinado mientras cubría la guerra de Ucrania

El fotógrafo y videógrafo Maksim Levin ha sido asesinado mientras cubría el conflicto ruso en Ucrania para sitio web de noticias ucraniano LB.ua para el que trabajaba, tal y como informa el diario británico The Guardian.

El cuerpo sin vida de Levin ha sido hallado en el pueblo de Huta Mezhyhirska, situado al norte de Kiev, capital de Ucrania, según anunció el medio en el que trabajaba. Por su parte, la oficina del fiscal general en Ucrania afirmó que el fotógrafo fue “asesinado por militares de las Fuerzas Armadas de Rusia con dos disparos de armas menores”.

Levin nació en 1981 y dedicó parte de su vida a la cobertura de la agencia Reuters en el país ucraniano, siendo realizador de documentales. Estaba casado y tenía cuatro hijos.

La ONG Reporteros sin Fronteras, que trabaja para proteger la profesión de los periodistas, anunció en Twitter que Levin es el sexto periodista que resulta asesinado en Ucrania desde que comenzó la invasión rusa en el país a finales de febrero. Así, en palabras de la organización Levin “estaba desarmado y vestía un chaleco de prensa”. “Atacar a los periodistas es un crimen de guerra”, sentenció Reporteros sin Fronteras que ya había expresado su preocupación por Levin el pasado 22 de marzo anunciando la desaparición del fotógrafo.

El editor gerente global de imágenes de Reuters, John Pullman, también ha querido mostrar sus condolencias: “Nos entristece profundamente escuchar la muerte de Maksim Levin, colaborador de Reuters desde hace mucho tiempo en Ucrania”. Además, Pullman ha querido honrar el trabajo de Levin como fotógrafo: “Maks ha proporcionado fotos y videos convincentes de Ucrania a Reuters desde 2013. Su muerte es una gran pérdida para el mundo del periodismo. Nuestros pensamientos están con su familia en este momento difícil”.

Levin trabajó para los medios de comunicación en 2014 durante los combates entre las fuerzas ucranianas y los separatistas respaldados por Rusia en Ucrania logrando escapar de un cerco en una ciudad del este donde murieron cientos de soldados ucranianos.

MÁS INFORMACIÓN