Copa apuesta a un plan de crecimiento, después de una pérdida de $607 millones


Pedro Heilbron, presidente ejecutivo de Copa Airlines, señaló que la pandemia respiratoria de la covid-19 representó la “pérdida más grande en nuestra historia”: $607 millones, únicamente en el año 2020.

Este miércoles 10 de agosto, en el evento “Café con La Prensa”, que organiza este diario para sus suscriptores, Heilbron reconoció que, desde entonces, la aerolínea ha obtenido varios trimestres de crecimiento continuo, pero calculó que la aerolínea tardará entre tres y cuatro años para recuperarse de esta pérdida. En el año 2019, la utilidad neta fue de $247 millones y en 2021, de $2.7 millones.

En esta coyuntura, la aerolínea emprendió un plan para renovar su flota. En plena crisis, inició la compra de aviones 737 Max. Ahora tiene 21 y para el otro año, calcula que serán 34. Ahora mismo, la empresa opera 88 aviones, todos del modelo B737. El otro año, la flota sería de 99 aeronaves.

El equipo humano también crecerá: Copa tenía 7,277 trabajadores antes de la pandemia. La cifra cayó a la mitad en el primer año de la crisis. Ahora son 6,822 trabajadores. Esperan crecer la planilla en 3% para el próximo año. Heilbron anunció en el “Café con La Prensa” que buscan 600 tripulantes de cabina, 319 pilotos y 125 mecánicos de aviación, entre otros.

En cuanto a la rutas, se han reactivado 71 de las 80 que operaban pre pandemia.

Información en desarrollo…



MÁS INFORMACIÓN