Caso de los pinchazos entra en el quinto tomo de escuchas


En el vigésimo sexto día del segundo juicio al expresidente Ricardo Martinelli por los pinchazos, la fiscalía dio inicio a la lectura del quinto tomo de los siete cuadernillos que contienen las escuchas a dirigentes políticos, sindicales y gremiales de país.

El abogado querellante Carlos Herrera Delegado explicó que se ha logrado un avance sustancial en la presentación de pruebas que, afirmó, demuestran las interceptaciones hechas por miembros del Consejo de Seguridad Nacional (CSN) de manera ilegal.

Hasta ayer se habían leído más de mil 900 páginas, que corresponden a correos electrónicos pertenecientes en su mayoría a políticos opuestos a la administración de Martinelli (2009-2014).

Una vez concluida la lectura de los cuadernillos, el Ministerio Público tiene previsto presentar varios testigos, entre ellos, peritos del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses (Imelcf) que participaron en los trabajos de volcado de la información obtenida de las computadoras del CSN a discos compactos que son parte de las pruebas de la fiscalía.

Entre estos testimonios se encuentran el del perito Luis Enrique Rivera Calle, quien realizó el análisis de los discos duros que contienen parte de la información presentada ante el tribunal.

Rivera Calle y el resto de los peritos del Imelcf deberán certificar la autenticidad del contenido de los discos compactos que contienen las transcripciones de las escuchas telefónicas.

La fiscalía también debe presentar el testigo protegido, un funcionario del CSN que formó parte del equipo entrenado para realizar las interceptaciones.

Asimismo, está prevista la comparecencia de algunas de las víctimas de las escuchas, para que identifiquen los correos presentados por la fiscalía a las juezas Iveth Francois, Jennifer Saavedra y Marysol Osorio, quienes deberán valorar sus declaraciones.

Como parte de este proceso, la Corte Suprema de Justicia tiene pendiente resolver dos demandas de inconstitucionalidad presentadas por la defensa, que buscan dejar sin efecto el proceso.



Source link

A %d blogueros les gusta esto: