‘Canto a mi madre'


Mañana 8 de diciembre se festeja el día de la Inmaculada Concepción, Día de la madre en Panamá. Festejos, diversiones sorpresas y borracheras para algunos hombres.


El ser más abnegado, es la madre y algunas veces también la menos favorecida negándole sus hijos atención y cariño. Ser madre es una virtud, pero un enorme sacrificio que todos debemos honrar.

Cansados de tantos avatares, siempre la madre es virtuosa, que en su regazo acurruca y consuela. Con sus lágrimas seca las heridas que lastiman nuestro corazón.

Hoy, de mi libro ‘Poemas entre tú y yo’, dedicado a mi progenitora, les regalo el poema ‘Canto a mi madre’, quien con humildad, dentro de su pobreza, supo orientar mi andar regalándome valores y principios, que son más importantes que cualquier riqueza.

Surge de la entraña misma//de la madre tierra.//Hermano de lombrices engreídas,//del gorgojo perezoso,//del efímero cocuyo,//de la arriera laboriosa.

Por techo,//tejas rotas.//Por paredes//madera, zinc y pencas.//Por piso,//la madre tierra.//Por alimento,//leche materna//con sabor de sangre,//con amor y hambre.

Agua de manantial//que suples//mi pozo seco.//Que ofreces tu canto//humedad y vida//a la sigilosa selva.//Protege,//Protege//¡Por Dios protege mi tierra//que desprotegida muere!

Bendita la mano//que te dio vida,//riachuelo;//bendito el humano//que te tomó una gota,//y reforestó en tus rocas.

Por alegría,//la sonrisa de mi madre.//Por sollozo,//el viento presuroso.//Por juguete,//un pedazo de madero.

Por merienda//un mango carcomido.//Por consuelo//la eterna bondad de mi madre.

Surge la corriente fría…//¡es viento del norte!//Chispea ligeramente,//del inmenso firmamento.//El río serpentea,//cual angustiado torrente,//haciendo honrar//la flor naciente,//que el calor del hogar//abriga, conscientemente.

Brota un llanto//de lo más profundo//de un pecho infantil.//¡Se rompe el sepulcral silencio!//Atónito,//el cielo resplandece,//y ser pentea el río//de alegrías lleno,//en su caudal sombrío. Nació,//de pobreza extrema,//sol naciente//claridad elocuente.//Retoño del mundo//y de sociedad inmensa//desde tu primer llanto//el mundo compensa.

La alegría desbordante//de un hogar sin metas,//pero de inmensos valores morales.//Rompe el silencio//el llanto del niño//informando al mundo//su nacimiento.//Dando gracias a Dios,//por quien le dio vida.//Dando gracias a Dios//por su madre…

Nuestro Padre Celestial bendiga siempre a todas y cada una de las madres. Dios te salve, Panamá.

Economista, educador, humanista.

de mi libro ‘Poemas entre tú y yo’ les regalo ‘Canto a mi madre’, quien con humildad, supo orientar mi andar
 



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook