Arnaud Démare siente que el ‘photo finish’ fue justo con él


El velocista francés Arnaud Démare (Groupama-FDJ) se impuso al esprint en la 6ª etapa del Giro de Italia, ayer, con final en Scalea, en la costa de Calabria (sur), al día siguiente de haber ganado en la jornada con final en Mesina.

Esta vez, tras una jornada de transición, el esprínter francés superó en la llegada masiva al australiano Caleb Ewan (Lotto) por un escaso margen, ya que fue necesaria la “photo finish” para confirmar al vencedor de la etapa.

“Ha sido muy justo, se ha decidido por poco a mi favor”, comentó el velocista galo, tras la prueba de 192 kilómetros.

El español Juan Pedro López (Trek) mantuvo el liderato de la prueba y seguirá vistiendo, al menos por una jornada más, la maglia rosa que se enfundó tras la etapa del martes en el Etna.

Hoy, los escaladores y los puncheurs se reencontrarán con terreno favorable en una 7ª etapa de 196 km de recorrido entre Diamante y Potenza, con cuatro puertos en el litoral calabrés y final en un pequeño muro (350 m al 8 %).



MÁS INFORMACIÓN