Abogados de Johnny Depp denuncian el efecto ‘devastador’ de las acusaciones de Amber Heard


Las acusaciones de violencia doméstica que Amber Heard hizo contra Johnny Depp, con quien estuvo casada, han tenido un efecto “devastador” en la carrera del actor estadounidense, afirmó este martes su abogado en una corte en Estados Unidos, donde ambos se acusan de difamación.

Este juicio, que se celebra cerca de Washington, parte de una columna publicada en el Washington Post en 2018, en la que Amber Heard se describía como una “víctima de violencia doméstica” acosada por la sociedad tras haber denunciado a Depp dos años antes.

“Este caso demuestra cómo las palabras pueden ser devastadoras cuando son falsas y se pronuncian en público”, dijo el abogado del actor, Benjamin Chew, en la apertura del proceso.

“Amber Heard cambió para siempre la vida y la reputación de Depp y lo escucharán contar el terrible impacto que esto tuvo en su vida”, dijo, dirigiéndose al jurado.

Según Benjamin Chew, Amber Heard acusó a su marido de violencia en 2016 para vengarse de él por haber decidido divorciarse.

Y dos años más tarde, en la estela “del movimiento MeeToo” que denunció la violencia sexual y “justo antes del estreno de la película Aquaman”, en la que participaba, Amber Heard “optó por recordarle al mundo estas acusaciones venenosas en un periódico mundialmente conocido”, aseguró.

Libertad de expresión

En su artículo de opinión, la actriz de 35 años no nombra a Johnny Depp, de 58, a quien conoció en 2009 y con quien se casó en 2015.

Un año después solicitó una orden de alejamiento, afirmando que el actor le había pegado. Pero renunció a estos cargos como parte de su divorcio, que concluyó en 2017.

Tras la publicación de la columna en el periódico, Depp, que niega haberle pegado, presentó una demanda por difamación contra Amber Heard y reclamó 50 millones de dólares en daños y perjuicios.

La actriz, a su vez, presentó una demanda por difamación en la que pide 100 millones de dólares por la continuación de los “abusos” y el “acoso” que Johnny Depp le impuso durante el matrimonio.

El actor presentó la demanda en el estado de Virginia, donde se imprime el Washington Post y donde el marco legal es más favorable a las denuncias por difamación que en California, donde residen los dos actores.

Este caso versa principalmente “sobre la Primera Enmienda” de la Constitución que autoriza a Amber Heard “el derecho a decir las palabras que dijo”, respondió el abogado de la actriz, Ben Rottenborn, y pidió al jurado “confirmar y proteger” este derecho.



MÁS INFORMACIÓN